* Por Pilar Sordo, coach de Ésika e investigadora en temas de empoderamiento de la mujer

 

Hace varios años, cuando muchas compañeras de colegio trataban de descifrar qué carrera seguir, yo tenía una clara idea: estudiar psicología. Siempre me ha gustado estar en contacto permanente con quienes me rodean y escucharlos con atención; y descifrar y desenredar las historias en las que nos vemos envueltos los seres humanos día a día me resulta fascinante.

Pero el camino para llegar a donde estoy hoy no fue fácil. De hecho, admito que tuve que derribar más de un obstáculo para seguir adelante. Sin embargo, dentro de mí supe que podía hacerlo. Me sentí capaz de poder estar con otros, investigar y relacionarme profesionalmente, y gran parte de eso se debió a mi condición de mujer.

Muchas veces no nos damos cuenta, pero como mujeres tenemos un espacio y energía distinta para comunicarnos con la gente; tenemos la capacidad de reconocer que podemos crear la realidad que queremos y atraerla a nuestra vida con voluntad, trabajo, pasión, constancia y perseverancia.

A lo largo de este camino, al cual me gusta llamar “el camino de la vida” (como la canción de Trío Los Antares), he podido comprobar lo positivos que son el ascenso a la cima de la figura de la mujer y el empoderamiento femenino. Me di cuenta de que, a más igualdad, más oportunidades para hombres y mujeres.

El mundo necesita más mujeres empoderadas. Mujeres que se sientan con la energía, voluntad y capacidad de crear todo lo que imaginan. Mujeres que sepan que todo lo que sientan puede volverse realidad si trabajan por ello.

Por cerca de un año y medio, busqué tener una audiencia con la presidenta de Chile, Michelle Bachelet. En el camino se me cerraron muchas puertas; no tenía forma de acercarme al objetivo por lo blindado que es el rol de presidente de un país, pero luego de mucho esfuerzo logré concretar este sueño. Cuando salí del encuentro tenía la sensación de que el poder femenino, la energía y capacidad para crear son invencibles. Si una se lo propone, insiste, busca, nunca renuncia y lo visualiza, puede lograr que sus sueños.

El camino ha sido largo, pero sigo recorriéndolo. Agradezco a diario a todos los que valoran mi trabajo. El haber caminado y recorrido América Latina para hacer mis estudios me ha permitido compartir con la gente. Cuando ellos leen, son parte de mi caminata. Gracias por acompañarme en el camino de la vida. ¡Sigamos caminando juntas!

 

SOBRE PILAR SORDO

Es psicóloga con especialización en Psicología Femenina asociada a la infertilidad, trastornos de alimentación, menopausia, sexualidad, familia y valores. Además, es columnista de diversos medios escritos y virtuales, panelista de Radio Nueva Romántica, invitada a diversos programas de televisión, escritora y conferencista internacional.

Libros escritos:  Viva la diferencia, No quiero crecer, No quiero envejecer, Bienvenido dolor, Lecciones de seducción, Con el coco en el diván y Sentir para educar.

image
Noticias relacionadas
¡Por más mujeres líderes!
¡Por más mujeres líderes!
Realización Personal: Un propósito que vivimos a diario
Realización Personal: Un propósito que vivimos a diario
¡Mujer maravilla somos todas!
¡Mujer maravilla somos todas!
Código de ética Belcorp.
Código de ética Belcorp.